"If you can meet with Triumph and Disaster,

and treat those two impostors just the same"

Rudyard Kipling.-

miércoles, 1 de octubre de 2008

Semanas tranquilas

Vivimos estos días unas semanas tranquilas en el circuito. Ni siquiera del Potro consiguió animar el mundillo del tenis con unas declaraciones que perseguían ir calentando el ambiente de la final de la Davis. Demasiado pronto. Y quizá demasiado visto ya.

Final de la Davis que se jugará finalmente en la tierra de David Nalbandian, en el estadio cerrado Orfeo de la ciudad de Córdoba del 21 al 23 de noviembre, estando Mar del Plata en la recámara en el caso de que la ITF no aprobase dicho estadio.





Pero parece escrito que el gran David volverá a cerrar el año a lo grande y en su tierra. Y es que mucho me temo que volverá a deslumbrarnos en estos torneos finales del año que nos esperan (Madrid, Paris y Shanghai) y todo apunta a que podrá escribir la página más bella de su historial deportivo alzando la Copa Davis en su casa y ante rivales amigos como Nadal y Ferrer.

Y a Nalbandian se le unirá Del Potro en los durísimos individuales que disputarán los nuestros, un jugador inspiradísimo y que ya no se parece a aquel amateur que disputó la primera ronda de Roland Garros y Queens ante Nadal el año pasado. El de Tandil parece lanzado para hacerse un hueco en el Top 10 y en la Masters Cup de Shanghai. Con 272 puntos está a solo 37 de los 309 puntos de James Blake que marca la última plaza para el torneo de Maestros.



Verdasco y Almagro también conservan sus opciones si disputan un buen final de año. Ambos poseen 253 puntos actualmente, a solo 56 del jugador de Nueva York. De elegir a uno, habría que apostar por el madrileño al tener unas superficies más idóneas a su juego en estos últimos torneos. Torneos que nos dejaron alguna final interesante la semana pasada, como la disputada en Bangkok entre Djokovic y Tsonga, que se adjudicó su primer torneo ATP al imponerse al serbio por 7-6 y 6-4.





En Beijing fue Roddick el afortunado en levantar el Abierto de China al vencer al israelí Dudi Sela por 6-4, 6-7(6) y 6-3. Es el 26º torneo ATP para el norteamericano y tercero suyo este año, tras los de San Jose y Dubai. El de Nebraska tuvo un gesto que le honra al donar parte de su premio para los afectados del reciente terremoto de la región china de Sichuan.



Esta semana la actualidad está en Metz y Tokyo, donde Ferrer, Robredo, Moyá o Feliciano López tratarán de sumar un nuevo título al excelente e histórico año del tenis español.