"If you can meet with Triumph and Disaster,

and treat those two impostors just the same"

Rudyard Kipling.-

lunes, 26 de enero de 2009

Días 5, 6 y 7: completada la primera semana

Se completó la primera semana de competición con los primeros cuartofinalistas del cuadro masculino (Federer, Roddick, Del Potro y Djokovic), que cumplieron el guión de los cabezas de serie, pues los cuatro estaban entre los ocho favoritos para alzarse con el triunfo.



Las victorias fueron sencillas para algunos, como Roddick que vencía por décima vez consecutiva a Tommy Robredo: diez partidos han jugado norteamericano y español, y diez victorias que se ha llevado el de Nebraska, hasta el punto de que Roddick tiene tan tomada la medida al catalán, que de veintiséis sets disputados, Robredo sólo ha sido capaz de anotarse uno. Demoledor.



En su encuentro de octavos, la igualdad era la tónica general al inicio del partido, pues Roddick lideraba 6-5 el primer set, y ninguno de los dos jugadores había cedido su servicio, pero Robredo se deshizo como un azucarillo en el décimosegundo juego, y daba dos opciones de break al norteamericano, que aprovechaba para anotarse la primera manga, y medio partido, porque el gerundés afectado por el break concedido, desaparecía en el segundo set por completo (6-1 para Roddick) y entregaba la victoria en bandeja al nº9 del mundo.

Cilic y Baghdatis plantaban cara a Del Potro y Djokovic, respectivamente, y obligaban a forzar la máquina a los Top Ten, pero quien sin lugar a dudas, iba a protagonizar la jornada era Thomas Berdych que sacaba lo mejor de Federer y le obligaba a remontar dos sets iniciales adversos para asegurarse su pase a cuartos. ¿Quién decía que Federer no estaba en forma?



En unas horas comienzan los restantes partidos de octavos, y todos los ojos estarán puestos en un partidazo: Fernando Verdasco v Andy Murray. Si el madrileño dio una lección a Clement en segunda ronda, mejoraba aún su tenis ante Stepanek en tercera con un baño monumental de físico, golpes y energía.

En lo que era una repetición de la final de Sidney, checo y español nos deleitaban con un primer set emocionante y apretado (4-4, que conseguía convertir Verdasco en un 6-4 a favor). Pero en el segundo y tercer set, Fernando se dedicaba a sacar los mejores golpes de su repertorio para mostrarnos que ha comenzado el curso convencido de que tiene un hueco entre las mejores raquetas del planeta. Y así lo demostró con un doble 6-0 en el segundo y tercer set.



En solo unas horas comenzará su encuentro ante el escocés que llegó a Australia para hacerse con el Abierto. La lógica dicta que Murray pase a cuartos, pero iré contra la lógica y contra las casas de apuestas y diré que Verdasco tiene muy serias opciones de meterse en cuartos de final. Así que yo apuesto por Verdasco en este choque.

Nadal, por su parte, que tanto brilló en su encuentro de tercera ronda ante Haas, se juega su pase a cuartos en la que será la reedición de la final olímpica de Beijing pues juega ante el chileno Fernando González (que tiró de orgullo, de fe y de sacrificio para levantarle una bola de partido y dos sets en contra a Gasquet, y poder meterse así en los octavos de final que hoy se juegan). Otro partidazo a disfrutar en una velada de tenis espectacular.