"If you can meet with Triumph and Disaster,

and treat those two impostors just the same"

Rudyard Kipling.-

miércoles, 23 de mayo de 2007

Montecarlo: Territorio Nadal

Llegó la tierra batida, la superficie de Rafa Nadal, la superficie que le ha permitido conseguir un récord prácticamente imbatible, la tierra con la que se dio a conocer en Sevilla en aquella final de la Davis ante Roddick, la superficie que le ha dado dos Roland Garros, la que le ha permitido desquiciar a Federer una y otra vez.

Teníamos ganas de que llegara, teníamos ganas de comprobar si habría alguien capaz de plantarle cara, de ver si Rafa seguiría al nivel mostrado estos dos últimos años. Y sigue a ese nivel, ¡vaya que si sigue! Pasó por Montecarlo cual Jerónimo, como le llamaban en la Philippe Chatrier de París. Rafa ha convertido en una rutina envidiabla su paso por la tierra batida. Llega el miércoles, comienza a jugar, gana sus 4 partidos y se planta en la final.



Así pasó en Montecarlo, donde se repetía la final de 2006: Federer vs Nadal. Los dos llegaron sin problemas a la final, sin ceder un solo set, aunque Federer lo pasó mal en su debut ante Seppi al que ganó por uin doble tie-break 7-6 y 7-6. Después de Seppi, el número 1 eliminó sin mayor problema al coreano Lee, David Ferrer y a un Juan Carlos Ferrero que alcanzaba las semifinales tras un muy buen torneo y un partido apasionante de cuartos ante Richard Gasquet (5-7, 7-5 y 6-2). Esperemos que el de Onteniente siga por su camino de vuelta a los puestos altos del ránking.



El camino de Nadal a la final tampoco fue complicado: Chela, el belga Vliegen, Kohlschreiber y un Berdych en semifinales con el que saldó cuentas pendientes del Masters Series de Madrid (6-0 y 7-5).

La final se la adjudicó Nadal por un doble 6-4. Era el primer partido en tierra que disputaban Federer y Nadal tras la final de París, y Rafa dejó claro quién es el auténtico rey de la arcilla, tomándose también revancha de aquella final de Wimbledon. A diferencia del año pasado en la que hubo dos tie-breaks (uno para cada uno), este año el título estuvo controlado por Rafa Nadal en todo momento.



Tercer Masters Series de Montecarlo para Rafa Nadal tras los conseguidos en 2005 y 2006, que se une al club de Illie Nastase, Björn Borg y Thomas Muster, con tres títulos también, aunque sólo Nastase los consiguió consecutivos. En los últimos 6 años, 5 títulos para los españoles (dos de Ferrero y tres Nadal).