"If you can meet with Triumph and Disaster,

and treat those two impostors just the same"

Rudyard Kipling.-

lunes, 29 de octubre de 2007

París decidirá las otras 2 plazas

En medio de una semana envuelta en la polémica de las compras de partidos y con un Davydenko que caía a las primeras de cambio hasta el punto de ser advertido por el juez de silla por su bajo rendimiento, el fin de semana nos dejaba lo que parecía una final muy atractiva en San Petersburgo entre Verdasco y Murray. Los dos jugadores que habían dejado muy buenas sensaciones en Madrid se plantaban en la final eliminando a Cilic (jugador revelación) y Youzhny (el anfitrión), respectivamente.

Aunque no estaba previsto al inicio del torneo, el partido fue televisado por Canal+ y pude comprobar que no era un partido tan atractivo como parecía. Verdasco no fue el de las grandes ocasiones y sucumbió ante Murray con un pobre bagaje de 55% de puntos ganados con su primer servicio y un 42% con el segundo, frente a los 83%-57% del británico. Una lástima para un Fernando Verdasco que disputaba su quinta final en el circuito ATP, y que acumuló demasiados errores no forzados, estando completamente fuera del partido desde las primeras de cambio.



En Lyon, final francesa para alegría de los organizadores, con victoria para Sebastien Grosjean sobre Marc Gicquel (7-6 y 6-4) en 1h32m, revalidando así para el tenis francés el título que el año pasado había obtenido Richard Gasquet.



Mientras tanto, en Basilea, Federer demostraba en su tierra el por qué es el número 1 del mundo una temporada más, disputando su cuarta final en dicho torneo y ganándola ante un invitado que no opuso demasiada resistencia: Jarko Nieminen, que no quiso que se repitiera la final del año pasado, eliminando a González en semis. Con este torneo Federer finaliza el año por cuarta vez consecutiva como número uno del mundo, igualando a Connors, McEnroe, Lendl y Sampras.



Respecto a nuestras opciones en Shanghai, podemos decir que pese a su fulgurante eliminación a las primeras de cambio en Basilea, David Ferrer se clasificó matemáticamente para la Masters Cup de Shanghai, que arrancará en menos de dos semanas. Acompaña por tanto, a Federer, Nadal, Djokovic, Davydenko y Roddick.

Y ahora París, donde se decidirán las otras dos plazas que aún siguen en el aire. Fernando González parte como favorito para conseguir una de ellas, mientras que la octava plaza se la llevará el que mejor juegue en París de esta terna: Haas, Blake, Robredo (que cayó en su primer partido en Lyon) y Murray. No obstante, Berdych, Gasquet, Moyá y Ljubicic podrían optar a ella si hiciesen un gran torneo y alcanzaran la final o incluso unas semis.

A ver qué nos depara París...